¡Ojo! Cuidado con las cicatrices en verano

Tras una intervención quirúrgica o algún golpe con herida, nuestro cometido será velar por que esa cicatriz vaya menguando. Sin embargo, esto se complica cuando el bronceado y los prolongados baños en el mar están a la vuelta de la esquina. El verano es un periodo clave para el cuidado y tratamiento de cicatrices recientes.

La piel tarda un tiempo en recuperar su forma natural. El proceso de cicatrización de las heridas dura aproximadamente dos años. Además, factores genéticos como el tipo de piel o la propia localización y extensión de la herida constituyen circunstancias decisivas para su desarrollo y curación.

El sol y la cicatriz: mala combinación

exposición-sol-cicatricesLas cicatrices de heridas quirúrgicas suelen ser más sensibles al sol. De forma que es relevante evitar el sol durante al menos 6 meses, ya que se corre el riesgo de que la cicatriz quede pigmentada de manera permanente.

Por este motivo, se recomienda que la marca esté cubierta continuamente por crema solar de alta protección, entre otros remedios contra la radiación en temporada estival. Asimismo en invierno, aunque no veamos tanto el sol, los rayos ultravioletas también están presentes y actúan sobre nuestra piel.

Baños de «entrar y salir»

Los baños prolongados no son convenientes durante los primeros 15 días de la cicatrización. Si nuestra intención es mitigar el calor, lo conveniente es procurar que dicho baño sea lo más breve posible, ya que la piel de la herida no ha adquirido su consistencia definitiva. Por lo que es contraindicado alargar el tiempo de contacto con el agua.

Las inmersiones frecuentes o prolongadas alargan el periodo de cicatrización y alteran su aspecto, aunque sea de forma pasajera: marca más pronunciada, con un color más intenso…

Hidratar sin parar

Es recomendable que la piel esté siempre bien hidratada, especialmente tras la cirugía. En Atlantia contamos con productos elaborados con Aloe vera puro eco cultivado en Canarias, e incluso, aceite 100% puro de Rosa Mosqueta de alta capacidad regeneradora; consiguiendo con ello, un proceso cicatrizante más rápido y efectivo.

REGESTIMUL: Regeneración celular de Aloe vera y Rosa Mosqueta

REGESTIMUL

Crema que mejora, nutre, hidrata y cuida la piel en profundidad. Repara profundamente todo tipo de cicatrices y quemaduras. Con aceite 100% puro de Rosa Mosqueta (Rosa rubiginosa), de alta capacidad regeneradora, ayuda a mejorar el tono y la textura de la piel, y jugo de Aloe vera de Canarias procedente de cultivo ecológico.

SUPERDEFENSE: Crema hidratante triple acción

SUPERDEFENSE

Crema de textura rica formulada con manteca de karité, Aloe vera y vitamina E. El Aloe vera refuerza los sistemas de defensa natural de la piel. La manteca de karité nutre y repara la piel. La vitamina E es un eficaz antioxidante que protege la piel del daño provocado por los radicales libres.

GEL PURO ALOE VERA: Protección y cuidado corporal

GEL-PURO

Gel Aloe vera puro eco cultivado, sin agua añadida para el cuidado corporal.  El gel extraído de las hojas fileteadas de Aloe vera eco cultivado en Canarias. Gracias al cultivo ecológico, al minucioso proceso de producción, se consigue la óptima conservación de todos los principios activos presentes en el interior de la hoja.


-20%

Suscríbete

Ahorre un 20 % en su primera compra y conozca todas las promociones y novedades

*Este cupón está desactivado para productos con descuento.

El campo debe tener un formato de email valido